Nº de Visitas

lunes, 30 de noviembre de 2015

FAM. APIACEAE (UMBELLIFERAE)

DESCRIPCIÓN: Visnaga - Ammi visnaga (L.) 
Ya hacía tiempo que no dedicábamos una entrada al segundo de los objetivos de este vuestro blog, que como recordaréis no es otro que el presentaros aquellas especies vegetales consideradas como aliadas y de interés para el agroecosistema, recomendando su uso y contribuyendo con su presencia al fomento de la propia biodiversidad.

Detalle de Ammi visnaga (L), con sus características umbelas que atraen a numerosos artrópodos.
Por tanto valga esta entrada para revitalizar este segundo objetivo, centrándonos en una de las plantas que podemos encontrar entre los caminos, lindes, barbechos y rastrojos, regalándonos anualmente su espectacular umbela en plena época estival donde por otra parte en nuestra zona mediterránea, no se caracteriza precisamente por su excelsa floración.  Nos referimos a la visnaga, también conocida como: biznaga, viznaga, ameo, ami, dauco, escarbadientes, fistra, gingidio, marciaga, bisnagra entre otros, y que responde a Ammi visnaga (L.) como nombre científico.

Los lepidópteros encuentran una superficie idónea para aterrizar y alimentarse
al mismo tiempo que se calientan y activan.
Esta especie rústica de la familia de las Umbelíferas o Apiáceas propia de la cuenca mediterránea y oriente medio, es muy resistente a plagas y/o enfermedades pudiendo llegar a alcanzar hasta un metro y medio de altura si las condiciones del terreno son buenas.  Sus hojas se encuentran profundamente divididas al igual que toda sus flores, distribuidas en umbelas blancas muy frondosas formando una gran inflorescencia, pudiendo llegar a tener más de 100 radios y que nos recuerda a las de las zanahorias silvestres (Daucus sp.) , pero eso sí..., sin su típica "pimienta" central.  Este tipo de floración, es elegida como "pista de aterrizaje" por muchos de nuestros auxiliares que no controlan muy bien el vuelo, como cantáridos o carábidos entre otros coleópteros, así como por muchos polinizadores y por ende depredadores que se ven atraídos por esta planta tan poblada de vida.

Los polinizadores, encuentran en esta planta una fuente abundantísima de polen y néctar.

RECOMENDACIONES PARA SU MANTENIMIENTO:
La especie Ammi visnaga (L) prefiere suelos ligeros y bien drenados, no siendo muy exigentes en lo que respecta a la fertilidad del mismo.  En cuanto a la exposición solar prefieren estar a pleno sol pudiéndose multiplicar fácilmente por semilla, siendo habitual su autosemillado espontáneo pasado el periodo estival.

Los depredadores generalistas como este tomísido de la foto, encuentran
en esta planta una excelente oportunidad para encontrar alimento a través de la caza al acecho

RELACIÓN PLANTA-ARTRÓPODOS:
Es precisamente la cantidad de vida que atrae esta planta, su principal característica para su recomendación y mantenimiento en el agroecosistema, pues se convierte en un pequeño "oasis" de vida en plena época estival, llegando a congregar simultáneamente en una sola umbela varias especies de artrópodos tal como podemos apreciar en las fotos.  Representando la mera presencia de esta flor, una atracción irresistibles para muchos de los artrópodos.

Detalle de la congregación de varios dípteros que se ven atraídos por la visnaga.

Existen multitud de dípteros que encuentran en esta planta una oportunidad para alimentarse.

En este sentido los cantáridos, se encuentran especialmente atraídos por esta planta que favorece la aparición de estos auxiliares.  Por un lado, la concentración de alimento en forma de polen y néctar actúan como reclamo para la aglomeración de estos y otros polinizadores, provocando a su vez, un lugar atractivo para que los escarabajos soldados puedan alimentarse. 


Escarabajo soldado (cantárido) depredando.

Pues como recordaréis, en el post  que le dedicamos a los cantáridos, estos insectos se alimentan de forma polífaga es decir, pueden alimentarse a través de una dieta vegetariana del néctar de las flores, pero también lo pueden hacer de forma carnívora depredando directamente a otros insectos de menor tamaño que ellos.


Los depredadores generalistas como este mántido (Ameles sp.) se apostan en la visnaga a la espera
de una potencial víctima.

APLICACIONES PARA EL AGROECOSISTEMA:
Dentro de nuestro agroecosistema, esta planta actúa como una fuente de néctar y polen en un momento, el verano, donde en nuestras latitudes no abunda precisamente la floración.  Es gracias a esta umbelífera y debido a su floración escalonada, la que facilita y prolonga en el tiempo gran cantidad de alimento a muchos de nuestros auxiliares.

Las avispas papeleras se alimentan directamente de la plantan y cazan algún insecto 
para satisfacer su dieta pedotrófila.

Por tanto su primera aplicación en el agroecosistema, es actuar como planta nutricia para muchos de los insectos que necesitan néctar o polen para alimentarse en algún momento de su ciclo vital.  En segundo lugar, la planta también atraerá depredadores generalistas que ven en esa aglomeración de vida, una oportunidad para la alimentarse.

Bugg y Waddington (1994) relacionan una lista de plantas consideradas ‘vegetación residente” referida a las plantas útiles, donde observaron dentro de unos huertos californianos donde ensayaron su experiencia, que cuando son manejadas como cubierta vegetal actúan albergando artrópodos benéficos.  Es precisamente en esta lista, donde podemos observar nuestra visnaga o el propio el hinojo como especies idóneas para incluir en nuestro agroecosisema dentro de la familia de las umbelíferas, como vegetación útil que atrae a multitud de auxiliares.

Los redúvidos grandes auxiliares, se encuentran inmóviles a la espera de cualquier incauto
para ensartarlos con su estilete.
Sin embargo, ojo a aquellos ganaderos que incluyan esta planta entre sus pastos, pues en estado de madurez floral puede resultar tóxica para la ganado.